2000/01

Campaña 2000/2001 

“Un añito en el infierno” 

Para analizar el innovador camino marcado por el Atlético de Madrid en el campo de la publicidad, en relación a los clubes deportivos, hay que partir indudablemente en la campaña del año 2000-2001. Esta fue la primera campaña en Segunda división tras la deprimente liga vivida en 1999-2000, marcada por la intervención judicial al club, que desembocó en el descenso del tercer equipo por historia de España, y la consiguiente fuga de muchos de los jugadores, sólo cuatro años después de haber tocado el cielo con la consecución del doblete (liga y copa) en la 1995-1996. 

En el verano antes de comenzar el complicado camino del Atlético por la Segunda división española, cuando todavía los atléticos se intentaban mentalizar sobre la nueva situación del club, se presentó la primera campaña publicitaria. Esta provocó una autentica explosión en cuanto al apoyo de la masa social del Atlético de Madrid. La campaña, en este caso, no se trató de un video promocional, sino un cartel, “simplemente” un cartel y una frase, que ahondó en el sentimiento de todos los atléticos, y consiguió llevarlos al entusiasmo para alcanzar de nuevo la Primera división española.  

Se podría decir que los creativos de ‘Sra. Rushmore’, palparon el desencanto de la afición y se dieron cuenta que con pedir apoyo no bastaba, ya que apoyo era precisamente lo que jamás le faltó a este club, incluso en las épocas más negras, por lo que optaron por transmitir desde ese momento únicamente dos valores, pasión y emoción. El lema “Un añito en el infierno” supo captar no solo a los aficionados, sino a los medios de comunicación, que le dieron una repercusión mucho mayor, de lo que ya se podía observar en páginas de diarios y vallas publicitarias.  

En esos carteles y vallas el lema “Un añito en el infierno” se podía observar encima de un fondo de fuego sobre el que se observaba a Kiko Narváez, indudable buque insignia del Atlético de Madrid golpeando un balón en una postura acrobática. Este cartel consiguió plasmar en una imagen multitud de sentimientos que se agolpaban en la mente de todos los aficionados atléticos, la dureza de la Segunda división y el calvario que supondría pasar por ella para un equipo con la historia del Atlético de Madrid, todo ello representado por el fuego. No hay que dejar de lado tampoco, las palabras que acompañaban a la imagen en la parte inferior del cartel, que motivaba a los aficionados a tomarse el paso por la Segunda división como una experiencia positiva y útil para el saneamiento de un club sumido en una grave crisis. La frase decía: “Clubes como el Manchester y el Milán también bajaron a segunda y luego se recuperaron; han sido capaces de crear reconocidos equipos en todo el mundo”.  

Tras este impactante cartel y unos abonos rebajados en un 50% por el descenso a Segunda y la promesa de que con el ascenso del club se mantendrían al mismo nivel, el número de abonados casi llegó a doblarse con respecto al último año en Primera división (23.742 abonados), temporada 1999-2000, pasando a tener un número total de 42.229 de seguidores que acudían fielmente cada domingo a ver al Atlético en su primer año en la dura travesía por la división de plata. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: